En medio de una fuerte preparación, especialmente en el acondicionamiento físico, la Selección Colombia Sub-20 completó una decena de días trabajando en territorio boyacense de cara a la Copa Mundial Sub-20 de la FIFA Colombia 2011 que comenzará el próximo 29 de julio en Barranquilla.

Los 29 jugadores concentrados, a falta de James Rodríguez, que se integrará a los trabajos 15 días antes de la competencia, han trabajado a doble jornada mezclando trabajos de resistencia, fuerza y reacción en busca de la mejor forma física para enfrentar la dura competencia, donde deberán jugar cada dos días en los 2600 metros de altura de la capital colombiana.

El cuerpo técnico del seleccionado ha desarrollado un extenso plan de trabajo en la ciudad de Tunja, que continuará hasta el próximo 10 de julio, día en que los jugadores preseleccionados saldrán a descanso por unos días, para volver a concentrar finalmente en Bogotá a los 21 jugadores que serán anfitriones del evento deportivo más importante en la historia de nuestro país.

“El grupo está unido, esta fuerte, todos se están esforzando por ganarse un lugar dentro de los 21. Existe una competencia sana por los puestos y esto ayuda a que los jugadores eleven más su nivel, nadie se quiere perder del mundial y no me cabe la menor duda que todos los jugadores están a la altura de hacer parte del equipo” expresó el profesor Lara.

La Selección entrenó está mañana en Palermo a 3250 metros sobre el nivel del mar y en la tarde irá al Gimnasio de Indeportes a cumplir su segunda jornada de entrenamiento, mientras el sábado irá al Estadio La Independencia en la mañana a partir de las 08:30 y en la tarde irá al Campo de Golf de 16:00 a 18:00.

La próxima semana el combinado nacional se seguirá prepranado fisicamente y empezará a mezclar cada vez más trabajos técnico-tacticos con la idea de reforzar la idea futbolistica que mostró el equipo en Toulon donde fueron campeones.