Conmebol

La Confederación Sudamericana de Fútbol inició este martes en Asunción en el Segundo Workshop Anual de Secretarios Generales, Oficiales de Cumplimiento y Directores de Desarrollo.

 

Las palabras de apertura las dio el presidente de la CONMEBOL, Alejandro Domínguez Wilson-Smith, explicando la idea-eje de la reunión. Y fue muy claro.

Inició su alocución describiendo el momento que vive la organización. “Hoy es un día importante. Un día de fútbol. Tengo 46 años de vida. 23 años de ellos como hijo de dirigente de fútbol y 23 años como dirigente, desde lo más bajo en los clubes hasta la presidencia del Conmebol. Y estoy en un gran momento, en el lugar que me gusta y lo disfruto, porque en ninguna parte del mundo se vive y se disfruta del fútbol como en Sudamérica. Tenemos los mejores jugadores y jugadoras, los mejores árbitros y árbitras. Lo que nos falta es trabajar en lo que se dejó de trabajar, por eso es importante esta reunión”, indicó Domínguez.

Dio las líneas principales para obtener el mejor provecho de este encuentro: “Nosotros, como administradores no debemos olvidarnos del fútbol. Nos dejaron una deuda y todos juntos la debemos pagar. Administraciones anteriores en la CONMEBOL y en las Asociaciones Miembro se olvidaron de dar las condiciones a nuestros equipos para que nuestro fútbol siga en el lugar donde siempre estuvo, en el del mejor del mundo. Hoy otra Confederación nos superó, teniendo nosotros los mejores jugadores. Es en lo administrativo donde debemos acortar esa distancia que hoy tienen sobre nosotros”, señaló.

Destacó que sabe perfectamente lo que se debe hacer para cumplir los objetivos y para ver los frutos. “Nos debe entusiasmar el decir que debemos trabajar y trabajar sabiendo perfectamente que lo primero debe ser el fútbol y no el dinero.

Debemos focalizarnos en la pelota. Ahí deben estar nuestros ojos. Y la pelota debe rodar siempre. No puede parar de rodar”, explicó. “Pero atrás de eso debe haber una organización que lo sostenga. Y para ello, el trabajo que nos toca hacer es aún muchísimo.

Hicimos cambios importantes, pero los cambios deben ser siempre desde adentro para afuera. La organización debe cambiar de cultura, debe saber que lo importante es el fútbol”, sintetizó.

El Presidente de la CONMEBOL recordó que “menos de dos años atrás, no toda la plata que ingresaba a Conmebol iba al fútbol. Desde nuestra administración cambia y va todo al fútbol. Cambiamos formato de los torneos y alcanzamos éxitos tremendos y alentadores: La final 2017 de la CONMEBOL Sudamericana tuvo más de 60 millones de personas de audiencia. Más de 300 millones miraron la primera final de la CONMEBOL Libertadores 2018 y se estima en 350 millones la audiencia para la segunda final, la de este domingo”.

Domínguez exhortó a los Secretarios Generales a crear las bases para sostener esta expectativa. “Para ser campeones debemos formar el mejor equipo. Y son ustedes los que llevan el peso de sus Asociaciones. Rodéense de los mejores. Cambiemos desde adentro. Llevemos a nuestras organizaciones a profesionales que nos ayuden a crecer”, recomendó con énfasis.

Agregó que “El fútbol debe ser atendido por gente que tenga la visión de transformar y que sepa lo que tiene que hacer. En CONMEBOL lo estamos haciendo. Trabajemos juntos. Queremos que todas las Asociaciones Miembro crezcan. No queremos una CONMEBOL fuerte y Asociaciones débiles. No es explicable que el fútbol sudamericano siendo el mejor del mundo no ocupe ese sitial.”

El presidente de la CONMEBOL instó a avanzar buscando soluciones con trabajo y con credibilidad. “Debemos generar muchísimos más recursos. El mercado paga el altísimo valor que tienen nuestros jugadores, pero teniendo el mejor fútbol del mundo, no nos están pagando lo que nuestro fútbol vale. Hagamos un fútbol profesional con reglas claras y predecibles”, insistió.

“Cuando sepamos hacia dónde vamos podremos llegar a ser organizaciones líderes. Para respaldarlos, en CONMEBOL las puertas están abiertas para las asociaciones. Y el parámetro principal es y debe ser que los mejores ingresos sean para el fútbol y no para las personas que manejan el fútbol”, remarcó claramente.

“Lo que no puede ocurrir es que la plata no llegue al fútbol. No mantengamos la cultura del pasado. Debemos hacer todo para precautelar que todo nuestro patrimonio llegue al fútbol. Trabajemos abierta y transparentemente, generemos confianza”, pidió.

El presidente Domínguez agregó que “el ambiente de nuestro futbol debe estar mejor remunerado. Estamos en el mejor momento. Ninguna Confederación tiene hoy las oportunidades que tienen las Asociaciones Miembro de la Conmebol. Hay en el mundo Confederaciones que tienen muy buen fútbol y están muy profesionalizados, pero ya llegaron a su techo. Nosotros tenemos el mejor fútbol y lo que nos queda aún mejorar en nuestra organización para ver cuál puede ser nuestro techo”, explicó.

“El mundo está expectante de lo que pasa acá y lo qué pasa acá depende mucho de ustedes. Para respaldarlos, en CONMEBOL las puertas están abiertas para las Asociaciones. Es tiempo de apostar. Tienen amigos con nosotros. Somos una familia abierta que quiere trabajar con ustedes”, sintetizó el titular de la Confederación Sudamericana de Futbol.

CONMEBOL.com